RESUCITO

RESUCITO

martes, 8 de abril de 2014

Respaldo Caso Texaco.

 
Importantes organizaciones no gubernamentales Norteamericanas lanzaron una campaña en defensa de los campesinos e indígenas amazónicos del Ecuador, quienes han sido objeto de represalias judiciales por parte de la compañía estadounidense Chevron, que fue condenada a pagar más de 9.500 millones de dólares, para reparación de las zonas contaminadas por la petrolera en la Amazonía ecuatoriana.

En total, 36 organizaciones de la sociedad civil, que incluyen al Sierra Club, Greenpeace, Avaaz, Rainforest Action Network, Amigos de la Tierra, entre otros, firmaron una carta que condena la estrategia implementada por la petrolera para obstaculizar el pago de la millonaria sentencia que le fuera impuesta por la contaminación comprobada en la de la Amazonía ecuatoriana, y que sigue contaminando las aguas subterráneas y los ríos, a pesar de que su operación-bajo la marca Texaco -se dio entre 1964 y 1992.

Poco antes de que el tribunal de Ecuador fallara en contra de Chevron en febrero de 2011, la empresa respondió con otra demanda, bajo la ley RICO, la cual tiene la finalidad de juzgar al crimen organizado de los EE.UU. La acción está dirigida contra los 47 ecuatorianos que firmaron la demanda contra la gigante petrolera, sus abogados, consultores y colaboradores científicos en los EE.UU., incluyendo a varios accionistas, grupos como Amazon Watch y Rainforest Action Network, además de varios periodistas y bloggers. Ahora el juicio RICO es utilizado por la petrolera para tratar de evitar el cobro de la sentencia en distintas jurisdicciones del mundo.

En este juicio, Chevron utiliza al menos 2.000 abogados de 60bufetes distintos ,y en la actualidad gasta aproximadamente$ 400 millones al año porhonorarios legales para mantener a falsos testigos ecuatorianos en EE.UU. Como parte de su estrategia, la compañía también presentó demandas de “discovery” (exhibición de documentos confidenciales) en más de 25 tribunales federales de dicho país, y ha pedido los datos de correos electrónicos demás de 100 activistas y simpatizantes que tuvieron algún contacto con los habitantes amazónicos y sus abogados.

De acuerdo a la carta presentada hoy por las ONG´s, ”estas tácticas representan una amenaza para cualquier esfuerzo de la sociedad civil paraqué intentedesafiar el poder corporativo y evitar abusos” y recalca que Chevron ha calificado de conspiradores a los activistas que apoyan a los ecuatorianos, atentando incluso contra sus derechos, al intentar obtener los documentos internos de sus organizaciones.

Los firmantes de la carta consideran que ”la defensa de derechos en todas sus formas está en peligro” y denuncian que el tribunal de Lewis Kaplan ha permitido a Chevron usar testigos secretos, por cuyos testimonios ha pagado, a la vez que violó el derecho a la defensa de los ecuatorianos a quienes se les prohibió presentar pruebas de la contaminación.

El Sierra Club, que cuenta con más de un millón de miembros, ya ha generado 65.000 mensajes enviados a los senadores estadounidenses BarbaraBoxer, Elizabeth Warren, Richard Blumenthal, Al Franken, Patrick J.Leahy, Sheldon White house, Jon Tester, Bernie Sanders, Al Franken, Sherrod Brown y Robert Menendez, instándolos a iniciar una investigación oficial sobre la legitimidad de las represalias implementadas por Chevron.

“El Congreso debe actuar de inmediato para proteger a las personas comunes y corrientes que sufren, y tienen la obligación de denunciar los crímenes corporativos” ,dice el Sierra Club.”Chevron ha abusado burdamente de la ley RICO para atacarla libertad de expresión y vilipendiar a los que critican sus acciones.”

Los ecuatorianos todavía esperan el dictamen del juez Lewis Kaplan, dentro del juicio que Chevron les sigue por extorsión, luego de lo cual procederán a buscar de manera inmediata la suspensión de cualquier decisión adversa.A decir del abogado de los indígenas y campesinos afectados por la petrolera, Pablo Fajardo, la sentencia del caso RICO no tendrá impacto alguno en las acciones de ejecución de la sentencia, lo que ha sido demostrado con el reciente dictamen emitido por la Corte de Apelación de Canadá.

De igual manera dio a conocer que se seguirá el trámite de apelación en caso de una sentencia desfavorable por parte del Juez Kaplan, para lo cual ya se preparan los equipos legales que actuarán a favor de los demandados de Ecuador. Steven Donziger– colaborador norteamericano de los afectados por Chevron y una de las principales víctimas la campaña de represalias de Chevron-anunció que el abogado Deepak Guptade Washington, DC actuará como su abogado de apelación.Gupta es profesor adjunto en la Facultad de Derecho de Georgetown, y ha defendido varios casos importantes ante los tribunales de apelación federales y estatales, incluida la Corte Suprema de los EE.UU. Él es el director y fundador de Gupta Beck.

Donziger también está siendo representado por dos profesores de litigio de alto impacto en la Universidad de Denver - Justin Marceauy John Campbell.